¿Te gusta escribir?

Suscríbete y recibirás UN correo semanal con todas las novedades del blog.

Además, como regalo de bienvenida, recibirás también un cupón de descuento del 50% en la novela 'Su muerte, gracias', una obra de humor de la que dicen cosas como éstas:

"Divertidísima, descacharrante, me ha encantado esta historia de fantasía humorística en la que todo es un disparate y, a pesar de ello, es lógico que sea así. Me ha hecho soltar la carcajada en varias ocasiones. Muy, muy recomendable."

"Una novela con un humor fino y ácido, con mucha ironía y con un estilo impecable."

¿Quieres aprovechar este regalo?

Abel Amutxategi

Autor de 'Su muerte, gracias' (humor à la Terry Pratchett), ' La tienda del señor Li' (road movie surrealista) y 'Berbontzi' (literatura infantil en euskera). Fiel devoto de Io y Monesvol, mataría a su editor por un buen barco pirata.

Hace algún tiempo encontré en la web de Stephen Abram un curioso diagrama. Abram es un especialista en innovación y pensamiento estratégico que centra la mayor parte de trabajo en aconsejar a bibliotecarios a lo largo y ancho de su Canadá natal acerca del mejor modo de desenvolverse en el mundo digital y de aprovechar los cambios que éste supone.

La imagen que adjunto en esta ocasión muestra un conjunto de reglas por las que deberían guiarse los inventores para tener éxito en su labor, pero la verdad es que estos consejos son también válido para todo aquel que trabaje en cualquier ámbito dominado por la innovación y la creatividad.

¿Y qué es la literatura sino eso mismo?

En esta página defendemos que hay un modo de escribir las historias: un modo de crearlas y un modo de diseñarlas que hace que éstas sean atractivas tanto para el público como para los editores encargados de publicarlas. Pero esto no implica que todas las novelas tengan que ser iguales. Más bien al contrario. Partiendo de la red de seguridad que suponen estas reglas universales que estamos desgranando en la sección de Técnica Narrativa, el autor tiene la libertad de experimentar para que el resultado de su trabajo sea una novela única que el lector no pueda abandonar hasta no voltear su última página.

¿He dicho la libertad?

Lo que el autor tiene es la obligación de hacerlo.

Si no, el lector se quedará con la sensación de que el autor le está vendiendo lo mismo de siempre. La misma historia que siempre se ha contado. Y para leer la misma historia de siempre, ¿por qué arriesgarse a conocer un autor nuevo?

Como autores, tenemos la obligación de desarrollar nuestra propia voz. Y eso sólo se puede conseguir arriesgando en la experimentación.

¿Quieres saber cuáles son estos consejos?

 

cómo escribir un libro

 

O lo que es lo mismo:

 

1. No habrá ninguna necesidad a la que no dediquemos nuestra atención: Hay una forma de hacer todo mejor.

2. Ningún trabajo será dejado de admirar: Siempre merece la pena detenerse a admirar la belleza de cualquier cosa. Además, al hacerlo puede que esta belleza encienda una llama dentro de nosotros.

3. El propio esfuerzo es la recompensa: Sí, en efecto, pasé tres días diseñando algo que me ahorraría 10 minutos. No pierdas de vista qué es lo realmente importante.

4. Un error no es más que un experimento: La mayoría de experimentos fallarán, aunque no debería repetirse nunca el mismo error.

5. Las pequeñas piezas aparentemente inconexas son de una importancia vital: Guardo esto porque lo necesitaré algún día. La última vez que eché algo a la basura, lo necesité justo al día siguiente.

6. Los problemas están para ser resueltos: Salta y ponte en acción ahora mismo. Haz que suceda. Aníbal estaba en lo cierto cuando decía aquéllo de “me encanta que los planes salgan bien”.

7. Los proyectos son apilables: No es que esté empezando un nuevo proyecto sin haber terminado el anterior, sino que estoy englobando mi anterior proyecto dentro del nuevo.

8. Si tiene tuercas, éstas deberán ser apretadas: Si tiene tornillos, éstos deberán ser aflojados. Si tiene remaches aguantarán un rato sin ser abiertos, pero lo más seguro es que no duren mucho en ese estado.

9. Si está roto, está bien: Tal vez pueda arreglarlo. Tal vez pueda usar alguna de sus piezas en otro sitio. Tal vez eso me dé la autorización que necesito para abrirlo sin miramientos, con más violencia que de costumbre.

10. El interior de las cosas es maravilloso: Veamos que aspecto tiene.

 

¿Crees que estás diez reglas son aplicables a la literatura?

En las próximas entradas de ‘Cómo escribir un libro (sin morir en el intento)‘ hablaremos sobre cómo podemos trasladar estos consejos a nuestro trabajo de escritores.

Si aún no lo has hecho, te recomiendo que te apuntes a nuestra Lista de Correo para no perderte ninguna de estas actualizaciones. Recibirás un mensaje semanal en tu correo electrónico, ni uno más, y te enterarás de todo lo que suceda en el portal antes que nadie.

Gracias por leer…

 

Hasta ahora tenemos 4 Comentarios.

  1. […] "CRITEO-300×250", 300, 250); 1 meneos 10 reglas para inventores aplicadas a la literatura http://www.comoescribirunlibro.com/10-reglas-para-inventores-apl…  por sijord hace […]

  2. […] campo de 200.000 figuras de arcilla 1 alma 6 10 reglas de inventores aplicadas a la escritura por sijord en literatura hace nada […]

  3. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Hace algún tiempo encontré en la web de Stephen Abram un curioso diagrama. Abram es un especialista en innovación y pensamiento estratégico que centra la mayor parte de trabajo en aconsejar a bibliotecarios a lo largo y a……

  4. yohiris dice:

    Interesada en la inf. Literaria

Leave a Reply