Abel Amutxategi

Autor de 'Su muerte, gracias' (humor à la Terry Pratchett), ' La tienda del señor Li' (road movie surrealista) y 'Berbontzi' (literatura infantil en euskera). Fiel devoto de Io y Monesvol, mataría a su editor por un buen barco pirata.

Latest posts by Abel Amutxategi (see all)

Las escenas son los ladrillos con los que construirás tu novela. Y del mismo modo que sucede al levantar una pared, toda esa construcción que tanto te está constando levantar se puede derrumbar por sólo un ladrillo defectuoso.

Espero que estos 5 consejos te ayuden a mejorar las escenas de tu novela:

Da a tus personajes unos objetivos concretos

No dejes que los personajes vaguen sin más por las escenas. Haz que todo lo que hagan tenga un sentido, aunque no sea más que es un sentido metafórico y no lo conozcas más que tú. Y sobre todo haz que algo concreto cambie en ellos a lo largo de la escena. Haz que algo rompa las expectativas iniciales con las que han entrado en ella para que pueda avanzar la historia.

Utiliza los cinco sentidos

Muchas veces describimos sólo lo que nuestros personajes pueden ver. Es cierto que la vista es el sentido que más utilizamos los seres humanos, pero no es el más evocador. A menudo un olor o un sonido pueden ser mucho más descriptivos que una imagen. Y lo que es más importantes: pueden ser menos tópicos.

Si queremos destacar la soledad de alguien, tal vez sea mejor describir el silencio que lo rodea que describir cómo la planta que tiene junto a la ventana sólo tiene una solitaria hoja. Me explico, ¿verdad?

Hay muchos ruidos que pueden sacarnos de nuestras casillas, muchos olores que pueden hacernos recordar nuestra infancia, muchos sabores que pueden excitarnos… ¡saquemos partido de ello!

Haz que el entorno juegue un papel

¿Dónde se desarrolla tu escena? En una cafetería. De acuerdo, pero… ¿en qué tipo de cafetería?

El entorno puede hacer que los personajes se encuentren cómodos o incómodos. Puede facilitarles las cosas o complicárselas hasta el infinito. Puede ser un reflejo de su malestar interior o la pieza clave que los ayude a resolver un misterio. Haz que el entorno juegue un papel en la escena para que el lector sienta que tu historia se desarrolla en el mundo real y no en un fondo monocromo como el de algunos rodajes cinematográficos.

taller de narrativa consejos escribir escenas

¿Cuántas veces se ha escrito esa escena?

Uno de los riesgos que corremos a la hora de escribir un primer manuscrito es el de escribir escenas tópicas. Uno está preocupado por contar lo que necesita contar para llegar en unas condiciones óptimas a la siguiente escena y escribe páginas y páginas de románticas cenas de enamorados en restaurantes, cafés tomados con amigas, partidos de fútbol compartidos junto a unas cervezas, etc.

¿Necesitas que una pareja hable sobre un tema en particular? Si van a discutir, ¿por qué no haces por ejemplo que discutan en lo alto de una noria que se acaba de estropear para aumentar la sensación de peligro?

No te quedes en la primera opción que se te ocurra.

Juega con el ritmo

El jugar con las longitudes de las frases y de los párrafos es un modo excelente de controlar el ritmo de una escena. Haz que el lector se detenga en tus largas frases para luego ir acortándolas a medida que se acerca el punto culminante.

Cuando llegue, recuerda darle al lector un descanso para que no termine agotado y pueda apreciar el siguiente punto de inflexión cuando llegue a él.

Estoy seguro de que tú tienes tus propios trucos a la hora de diseñar, escribir y corregir tus escenas. ¿Te animarías a compartirlos con todos nosotros?

Y, por supuesto, no quiero terminar esta entrada sin desearos a todos un muy feliz día del libro. ¡Recuerda que puedes ayudarnos a mantener el portal comprando tus libros desde este enlace también en este día!

Gracias por leer…

Hasta ahora tenemos 23 Comentarios.

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Las escenas son los ladrillos con los que construirás tu novela. Y del mismo modo que sucede al levantar una pared, toda esa construcción que tanto te está constando levantar se puede derrumbar por sólo un ladrillo defect……

    • JUAN dice:

      creo que al fin comenzare a escribir mi libro… y se refiere al recurso de amparo…. en el tiempo. es decir es un recurso constitucional mediante el cual se logra restituir un daño causado por una arbitrariedad (despido injusto) cometida por el estado en contra de un servidor público (policia) puesto que llevo 27 años de juicio contra el estado peruano y mi caso se encuentra en la etapa final; en el que el juzgado constitucional emitira fallo.

  2. La descripción precisa.
    Los personajes en acción.
    El ambiente contrasta con los personajes.
    Las escenas al igual que los personajes deben tener vida.
    Intercalar frases largas-cortas, cortas-largas, cortas-cortas, largas, largas y otras posibilidades más en el arte de la escritura.

  3. Es muy informativo ! Gracias .

  4. Anika dice:

    Como siempre tomo nota de tan valiosos consejos, gracias.

  5. Jessica Salas dice:

    He aprendido mucho con todo el material que nos entregas, muchas gracias.

  6. Excelente y gracias. Pero, cuesta dar el primer paso.

  7. JVM dice:

    Yo intento visualizar la escena que describo como si de una película se tratase y esto me ayuda a reconocer si le falta ritmo o es aburrida o es imposible incluso. Gracias por estas entradas tan interesantes.

  8. Sunny Bareiro Alum dice:

    muy bueno el consejo, gracias

  9. Bruno Villar dice:

    Hace unas semanas que empecé a escribir una novela de ciencia ficción. Que bueno que encontré este blog… además me hace no sentirme sólo.

  10. Me sirvieron mucho para mis estudios en arte dramático, pues se pueden aplicar en escena y en la dramaturgia. Muy buen aporte.

  11. Carme dice:

    Me ha gustado un montón la entrada. La tenía pendiente de leer todavía desde el mes pasado.
    Utilizar los 5 sentidos: la verdad es que al pensarlo parece lo más lógico, pero hasta ahora no me había planteado usar los olores o los sonidos en las descripciones. No al menos de manera consciente. Estoy segura de que lo habré hecho, pero nunca me había planteado hacerlo “a propósito”.

    No te quedes en la primera opción que se te ocurra: otro gran consejo.

    Buen fin de semana

  12. EMaria Garcia dice:

    Primera vez que comenzaré a escribir un libro, espero llegar a puerto.

  13. Anónimo dice:

    gracias por los consejos.Estoy escribiendo un libro ya hace tiempo y me cuesta darle vida a los dialogos, espero hacerlo con su ayuda.

  14. […] cambiar de signo ese microconflicto? ¿Estás mostrando lo que sucede, o lo estás explicando? ¿La ambientación de la escena es la adecuada? ¿Y el […]

  15. sebastian dice:

    buenas… tengo 17 años y bueno echando un ojo a esta pagina me han entrado ganas de escribir así que escribí esto me gustaría tener vuestra opinión y consejos sobre la forma que tengo de escribir.
    gracias.

    Realmente hacia frio… Mucho frio, el aire era gélido podía notar cómo se me entumecía la cara única parte de mi cuerpo al descubierto, mis pensamientos divagaban sobre lo que había ocurrido unas horas antes, en el bar “cuco” un sitio desaliñado cubierta la mayoría de su superficie por polvo y mugre, refugio para el llamado desecho de la humanidad. Yonkis, prostitutas, camellos de poca monta. Allí se sentían como en casa; un local situado en el barrio industrial donde todo acto ilegal se llevaba a cabo, hay disposición de armas y drogas para todos, así es el distrito 3 de los 24 que hay en la gran ciudad Sun City, que recorre 68 km a la redonda los distritos mas ricos y lujosos no quieren saber nada de nosotros somos la parte de la ciudad no mencionada por las postales o mapas, mientras ellos viven en el lujo nosotros nos morimos por falta de sanidad o comida, en las calles muere la gente a diario, realmente es una ciudad muy grande ya que se pueden permitir ignorarnos poniendo unas fronteras por las cuales no pasas a menos que tengas un pasaporte que pocos de los bajos fondos se pueden permitir. El humo de las fábricas, el ruido de las construcciones siempre permanentes y los edificios de color gris daban esa sensación tétrica y lúgubre. Un barrio como mínimo marginal la ley no la aplicaban policías o jueces… no en esa zona, es bien conocido el peligro de aventurarse solo por ese distrito , claro que es muy diferente para los residentes que viven en el ellos no tienen peligro alguno, para ellos es su forma de vivir no conocen otra, y si la conocieron la han olvidado por el camino que nos lleva a esas calles.
    Yo seguía caminando por esa carretera con la vista perdida en el horizonte al igual la carretera y el bosque también parecían infinitos, esos árboles sin hojas que fueron cayendo y dejando al descubiertos sus ramas cada una con formas y tamaños distintos entrelazándose mezclándose con ese atardecer sin color y sin forma ,un paisaje difuminado, viéndose cada árbol perfecto para una escena de una película de terror realmente daban una sensación espeluznante pero en su conjunto esos árboles daban a un bosque oscuro y gélido ya que no aparentaba albergar ni una ápice de vida, mucho después me daría cuenta de cuánto me equivocaba, las ramas daban la sensación de que si por algún motivo entraban en contacto con cualquier cosa estallarían con un crujir parecido a un cristal cuando lo pisas en ese momento me preguntaba ¿Qué cae antes las hojas o la primera nevada? Sé que es una respuesta fácil pero en ese momento creía que nunca lo descubriría, ya que lo único que intentaba era desviar mi atención de ese recuerdo que hacía que mi pecho se comprimiera hasta el punto de hacerme sudar y perder el aire aunque no sabía si era por lo abrigado que iba y el caminar lo que me estaba dando esa fatiga y pesadez en el cuerpo mi mente también empezaba a cansarse notaba como me subía esa acidez con sabor a bilis me detuve en seco.
    Estaba vomitando cuando oí el chirriar de unas ruedas contra el asfalto de la carretera cuando frenas el coche de golpe, me gire para ver ya no por que quisiera o por curiosidad si no por instinto mi cuerpo me obligo a saber si había algún peligro en la dirección de donde provenía el desagradable ruido. Un coche estaba al borde de la carretera sus focos me apuntaban a mi o esa era la sensación que me daba que estaba cegado, tuve que levantar el brazo para cubrirme los ojos una suave brisa soplo como si una escena de gánster se tratara, la puerta del coche se abrió no lo pude ver pero lo escuche con una claridad asombrosa el ruido fue como si me atravesasen el corazón note como se me aceleraba cada segundo que pasaba era una tortura mental mil y una ideas me pasaban por la mente la pesadez y el cansancio habían desaparecido todos mis sentidos estaban alerta; las luces del coche se apagaron, era la puerta del copiloto la que estaba abierta y un hombre la sujetaba con una mano el hombre tenía una mirada fría como la carretera en que me encontraba arrodillado, de nuevo una brisa soplo y como si fuese una señal el hombre cerró la puerta del coche, empezó a acercarse a mí con un paso lento y tranquilo con las manos en los bolsillos del pantalón y los hombros caídos con cada paso que daba no podía evitar fijarme más en los detalles de aquel hombre que podía significar mi salvación o mi perdición.
    No tendría mas de 20 años pero aparentaba ser mayor. Vestía con una camiseta blanca sin adornos o costuras complicadas, unos vaqueros rotos por las rodillas como es de moda entre la juventud, llevaba unos mocasines negros parecían recién pulidos seguramente por algún niño en la plaza de Triana, su tez era oscura parecía un emigrante que vino por un trabajo y acabo en el distrito 3 como tantos otros, de su cuello colgaba un collar de la mano protectora de Fátima, tenia marcas en la cara como si fuesen arrugas pero parecían cicatrices, el pelo corto al estilo militar. A cinco pasos ya de mi se detuvo, movió la mirada de mi al vomito que tenia al lado e hizo un mueca, aun a día de hoy no entiendo el significado de esa mueca ya que no era de asco o desprecio si no de interrogación, volvió a mirarme y esta vez había un brillo de locura en sus ojos, ese destello de quien está a punto de hacer algo horrible lentamente se fue formando una amplia sonrisa en su rostro tan blanca y grande como la nieve que nos rodeaba.
    Al sacar su mano del bolsillo vi que portaba una navaja al momento en que mi expresión fue cambiando el se abalanzo contra mí, tarde mucho en reaccionar aunque no creo que hubiese cambiado nada, no sé que sucedió pero al abrir los ojos me di cuenta de que su navaja estaba incrustada en mi hombro izquierdo su rodilla aprisionaba mi brazo derecho apoyada justo en la articulación del codo impidiéndome todo movimiento , entonces le mire directamente a los ojos en busca de algo de compasión o humanidad, me di cuenta de que su sonrisa estaba más marcada si cabía que antes , vi una sombra moverse a gran velocidad y sentí un dolor estremecedor en la nariz me había golpeado y se preparaba para darme otro quería gritar pero el miedo y la impotencia del momento me lo impedía sentía un nudo en la garganta que no me dejaba ni respirar de repente otro golpe esta vez fue más solido inconscientemente supuse que me había dado con el codo mi cabeza golpeo contra el asfalto dejándome casi inconsciente deje mi cuerpo muerto sin oponer resistencia. Gire la cabeza quería mirar hacia otro lugar como si pudiese huir, una lluvia de golpes cayó sobre mí con cada golpe mi sangre salpicaba mas el suelo . todo se sumió en un mundo oscuro y deje de sentir

  16. jaime castillo dice:

    Me gusta tu blog en general por lo breve y claro de tus consejos, sin mucho aspaviento, lo llevas a uno por donde uno necesita y le queda claro la idea central que tratas de exponer. De todos los consejos de este post el que más me cuesta es como manejar el ritmo en las oraciones, ya que no puedo hacer oraciones cortas, todas son mu largas, o saber donde va la coma o el punto y seguido, como dar ese movimiento no lo manejo.

  17. […] si ya has escrito tu escena, párate un minuto a revisarla (no ahora: cuando corrijas) y comprueba una vez más que lo tiene todo y que es una escena redonda. […]

Leave a Reply